Inicio > ANECDOTAS > ANECDOTAS: Unas bragas peripatéticas.

ANECDOTAS: Unas bragas peripatéticas.

Un enfermo, ya visto, se paseaba con su paraguas impaciente por el vestíbulo y sala de espera de mi consulta, mientras hacía turno para ser atendido en recepción. Llamaba la atención su porte arrogante y serio, pero lo que realmente atraía la mirada atónita de los alucinados pacientes era otra cosa.

Enganchadas en el paraguas llevaba unas enormes bragas.

Esta bochornosa escena, aparentemente inexplicable, sucedió porque, anteriormente, una anciana y obesa enferma con incontinencia urinaria, arrojó en el paraguero sus bragas desechables de papel pensando que era una papelera. Poco después el enfermo extrajo su paraguas enganchando la prenda, que, libre de su encierro, se desplegó en toda su amplitud. El señor se paseó largo rato sin percatarse que protagonizaba tan escandalosa exhibición.

Categorías:ANECDOTAS
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: